Domingo 21 de Julio de 2019

Presentan aviones equipados para estimular las precipitaciones

Abril 27, 2012

El ministro de Agricultura, Luis Mayol, junto con el Secretario Ejecutivo de la Comisión Nacional de Riego, Felipe Martin, presentaron los aviones Piper Navajo equipados con los generadores de yoduro de plata bajo sus alas, los cuales están listos para entrar en un frente de mal tiempo y estimular las precipitaciones que tienen como objetivo paliar la sequía que afecta a gran parte del país.

El Ministro Luis Mayol hizo una presentación sobre el Plan de estimulación de precipitaciones o “Siembra de Nubes” y luego mostró un avión completamente equipado para dicha iniciativa. El Secretario de Estado, valoró la iniciativa público-privada que busca aumentar en cerca de un 10% las precipitaciones de las zonas afectadas por la sequia, “principalmente en las regiones de Atacama y Coquimbo donde se desarrollará este programa de forma aérea. Con este programa se busca paliar la crisis hídrica en el corto plazo. No obstante, seguimos desarrollando medidas de largo plazo para disminuir los efectos de esta situación y aumentar de manera transversal la disponibilidad de agua.”

El programa de estimulación de las precipitaciones, mediante siembra aérea de nubes, requiere del continuo monitoreo de las condiciones atmosféricas imperantes. Para ello, en forma diaria y continua el meteorólogo de turno de la Dirección Meteorológica de Chile, estará atento a exponer las condiciones a escala global y sinóptica (centros de baja o alta presión, vaguadas o dorsal en altura, etc.).

Así lo explicó el Secretario Ejecutivo de la Comisión Nacional de Riego, Felipe Martin, destacando qué “se utilizarán radares meteorológicos para el continuo seguimiento a las probables áreas de desarrollo de nubosidad, como es el análisis de la velocidad, dirección e intensidad de los sistemas que circundan las áreas objetivos”.

La liberación de yoduro de plata se realiza de la forma más homogénea posible, en las regiones de las corrientes ascendentes, entre las isotermas de -4°C y -10 o -12°C., pretendiendo la cristalización de alrededor del 50-60% del agua contenida produciendo su caída. Este procedimiento dura lo que la condición física de la nubosidad sea la adecuada para su estimulación.

De acuerdo al estudio realizado por la Comisión Nacional de Riego (CNR), se estima que el programa de estimulación de precipitaciones -que se implementará en las regiones de Atacama, Coquimbo, Valparaíso y O’Higgins afectadas fuertemente por la sequía- debe ser aplicado de forma aérea y terrestre, por medio del financiamiento de los sectores público y privados.

Las regiones de Atacama y Coquimbo en base a sus condiciones geográficas y meteorológicas han decidido usar el método aéreo. Para ello, se requerirán 4 aviones, por un periodo de 6 meses, con un costo aproximado de $450 millones.

La región de Valparaíso utilizará el sistema terrestre, a través de 27 equipos para la Ligua, Petorca, Aconcagua y San Antonio, con un costo de $335 millones.

Por su parte, la región de O’Higgins, ha optado por continuar el programa terrestre, donde se utilizarán 25 equipos en 7 cuencas, con un costo de $460 millones.

Próximos Eventos

1556150400 / 1563738434
1560297600 / 1563738434
1561507200 / 1563738434
1562112000 / 1563738434
1562716800 / 1563738434
1564617600 / 1563738434
1565136000 / 1563738434
1565222400 / 1563738434
1566345600 / 1563738434
1569888000 / 1563738434