Viernes 19 de Octubre de 2018

Investigadores prueban nano cristales para prevenir daños por heladas en la fruta

Julio 19, 2018

Un grupo de investigadores de la Washington State University (WSU, por sus siglas en inglés) observaron resultados positivos tras diseñar nanotecnología para prevenir daños por heladas en cerezas, manzanas y otro tipo de frutas.

El Instituto Nacional de alimentos y agricultura dependiente del Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA, por sus siglas en inglés) le entregó al equipo de investigación la suma de USD 500.000 para desarrollar una planta basada en nano cristales, la que permite recubrir la fruta y proteger los brotes de las bajas temperaturas del invierno.

En tanto, productores de fruta del Estado de Washington contribuyeron con un monto adicional de USD 100.000 a través de la Washington Tree Fruit Research Commission para ayudar a financiar las pruebas y la tecnología.

Esta solución única basada en nano cristales fue creada por Xiao Zhang, profesor asociado de la WSU y quien pertenece al laboratorio de Bioproductos, Ciencias y Tecnología de la misma casa de estudios, junto a un grupo de colaboradores que representan diferentes disciplinas.

“Los daños por heladas ocurren en primavera, cuando las flores se abren y los tejidos más sensibles de las plantas están expuestos”, explicó Matthew Whiting, científico y profesor de horticultura del Centro de Investigación y Extensión Agrícola de regadío de la WSU.

El equipo continuara con los ensayos durante los próximos tres años, buscando perfeccionar la dosis y la estrategia de aplicación, además de la tecnología de nano cristales.

“Exploraremos las propiedades termales del spray de nano cristales, y nos enfocaremos en entender completamente el mecanismo de ellos para reducir el daño por las heladas”, precisó Changki Mo, uno de los investigadores del proyecto.

“Si resulta factible, la tecnología podría tener un gran impacto en la industria agrícola. Nuestros resultados preliminares muestran que la tecnología es muy prometedora, incluso son mejores de lo que esperábamos”, detalló Qin Zhang.

“Si se prueba que la tecnología funciona, y que, si el método de aplicación es mejorado, no sólo podremos utilizarla en arboles frutales, sino en muchos otros cultivos. El potencial para esta tecnología es gigante”.

Fuente: Portalfruticola.com

Próximos Eventos