Jueves 24 de Septiempre de 2020

Gremios y organizaciones de trabajadores del sector frutícola entregaron carta en La Moneda

Marzo 18, 2008

“La situación está complicada”, decía Segundo Steilen, Presidente de la Confederación Nacional Campesina. Ese era el sentir de los demás miembros de la Mesa Permanente de Diálogo Social y Laboral del Sector Frutícola reunidos a pasos de La Moneda con la intención de entregar una carta a la Presidenta Michell Bachelet y regalarle dos cajas de uva de exportación –“que nos salieron baratas por el precio del dólar”, afirmaban.

En el documento, que entregaron en La Moneda luego de estar largos minutos tras un cerco de Carabineros, los miembros de la Mesa le comunican a la mandataria la crítica situación del sector frutícola exportador, producto de la caída del tipo de cambio, y le solicitan una reunión urgente.

De acuerdo a Rodrigo Echeverría, presidente de FEDEFRUTA -organización que es parte de la Mesa-, las medidas entregadas por el gobierno “son todas paliativas, pero no hay ninguna de fondo que frene la caída del dólar […] No vemos una acción de la autoridad económica en bloque para defender el valor de la divisa”.

“Aquí se está poniendo en riesgo a todo el sector exportador. Probablemente nosotros somos los que tenemos mayor contenido de mano de obra y por eso somos los primeros”, indicó.

A continuación, parte del contenido de la misiva:

Señora
Presidenta de la República
Michelle Bachelet Jeria
Palacio de la Moneda
Presente.

Estimada Sra. Presidenta:


Nos dirigimos a usted respetuosamente con el objeto de informarle respecto de la reciente creación de la Mesa Permanente de Diálogo Social y Laboral del Sector Frutícola, integrada por importantes gremios representativos del sector laboral agrícola y de la pequeña agricultura del país, así como por las dos organizaciones representativas del sector productor y exportador frutícola nacional. El objetivo de esta instancia de diálogo es la de poder contar con un espacio de análisis, evaluación y propuesta de soluciones, las que en algunos casos tendrán que ver con modificaciones legales, respecto de innumerables temas que deben ser tratados en forma conjunta, a fin de otorgarles una debida legitimidad, lo que nos permita implementar acuerdos que contribuyan de una manera efectiva a mejorar las condiciones laborales y productivas en el sector y las relaciones entre trabajadores, pequeños agricultores y empresarios, de una manera sustentable.

Es así, como ya desde el último trimestre del año pasado hemos iniciado una serie de encuentros que nos han permitido poder convencernos de la factibilidad de desarrollar una nueva cultura de relaciones entre trabajadores, pequeños agricultores y empresarios, en un clima de confianza y respeto mutuo. El día 3 de enero de este año, hemos formalmente constituido nuestra Mesa, definido su campo de acción y estructurado una estrategia de implementación en regiones de mesas de trabajo bilaterales que persigan los mismos postulados, desde una perspectiva de su propia realidad.

Los temas que ha comenzado a abordar nuestra Mesa dicen relación con la creación de un Estatuto del Temporero, la situación de los pequeños agricultores, el aspecto previsional de los trabajadores frutícolas, la negociación colectiva, condiciones de higiene y seguridad, capacitación, remuneraciones, productividad, salas cunas y jornadas laborales, entre otros.

Estamos ciertos que esta iniciativa será un aporte importante en la gestación de un nuevo esquema de relaciones entre los distintos actores involucrados en nuestra actividad y esperamos poder contar, cuando ello sea conveniente, con la necesaria participación de las correspondientes entidades públicas a fin de concretar nuestras propuestas.

Sra. Presidenta, en el análisis conjunto que hemos venido realizando las organizaciones pertenecientes a nuestra Mesa, hemos podido darnos cuenta de la difícil situación por la que atraviesa el sector frutícola, producto de la constante y considerable caída que han sufrido los ingresos de la actividad como consecuencia de la evolución del tipo de cambio. Tan sólo en lo que respecta al año 2008, los ingresos de la actividad se han visto mermados en una cifra cercana a los USD 300 millones, a lo que se debe agregar el importante incremento de costos relacionados con la energía, transportes y fertilizantes, por nombrar algunos. Todo lo anterior, crea un cuadro de gran incertidumbre respecto del futuro y viabilidad de la actividad que representamos, por lo que consideramos un deber preocuparnos por esta situación que puede llegar a afectar a cientos de miles de trabajadores frutícolas y sus respectivas familias.

En consideración a lo expuesto anteriormente, creemos de la mayor conveniencia poder compartir estas inquietudes con nuestra Presidenta, tanto en lo que respecta al aporte que significa la creación de la Mesa, ante lo cual esperamos su formal apoyo, como en lo relativo a nuestra visión de los efectos actuales y futuros de la crítica situación que enfrentamos. En virtud de ello es que nos permitimos solicitarle una audiencia a fin de poder compartir nuestras inquietudes.

Próximos Eventos

1597276800 / 1600943474
1597795200 / 1600943474
1598400000 / 1600943474
1598486400 / 1600943474
1599004800 / 1600943474
1599609600 / 1600943474
1600214400 / 1600943474
1603843200 / 1600943474
1603929600 / 1600943474
1605052800 / 1600943474

Red de Colaboradores