Martes 17 de Julio de 2018

Consejos para hacer frente a la sequía

Febrero 28, 2008

La sequía es un hecho. Entre las regiones de Coquimbo y Los Lagos son 144 las comunas del país que están declaradas como zona de emergencia agrícola. El gobierno, en tanto, ha prometido casi 16 mil millones de pesos para ir en ayuda de los agricultores afectados por el déficit hídrico.

Sin embargo, el salvavidas arrojado por las autoridades poco puede hacer frente a los efectos reales de la sequía. ¿Cómo se pueden preparar los productores para hacer frente a carencias hídricas?

En primer lugar, hay que decir adiós a las malezas. Como señala uno de los últimos informativos del Centro de Investigación Rayentué del Instituto de Investigaciones Agropecuarias (INIA), el primer consejo para los fruticultores es mantener un estricto control de la cubierta vegetal en el huerto.

Asimismo es útil eliminar chupones y sierpes y regular la carga frutal en función de la disponibilidad de agua de la temporada.

La fertilización y el riego también requieren atención. La fertilización nitrogenada debe ser reducida en función de los ajustes de producción y control de crecimiento vegetativo.

Por otro lado, como señalan Raúl Ferreyra y Gabriel Sellés en el artículo “Manejo de riego en condiciones de restricción hídrica”, es necesario revisar, reparar y mantener en buen estado las obras de conducción de riego extraprediales, como canales, acequias y marcos partidores, para evitar pérdidas substanciales de agua.

Los autores agregan que es posible aumentar la eficiencia del riego a través del mejoramiento de su manejo, de la construcción de tranques acumuladores nocturnos, y de la tecnificación de los sistemas de distribución, conducción y riego.

Además, afirman que es una buena medida reservar el agua para periodos críticos de las plantas: “Los déficit de agua no afectan a todos los cultivos de la misma manera, ni tampoco a un mismo cultivo en sus distintas etapas de desarrollo. En general los períodos más sensibles o críticos, son la floración y el crecimiento del fruto. Con este conocimiento es posible enfrentar un período de escasez, regando menos en ciertas etapas de desarrollo de las plantas, reservando el agua para que no falte en los períodos críticos”.

Más información en:

-Informativo Nº17, INIA Rayantue. 2008. “Sequía: Algunas medidas de prevención y mitigación para la agricultura”

-Raúl Ferreira y Gabriel Sellés. Serie La Platina N° 67. 1997. “Manejo de riego en condiciones de restricción hídrica”.

Próximos Eventos